domingo, 3 de febrero de 2019

¿Como escribo?

¡Hola!

A raíz de una pregunta en Curious Cat decidí que era buena idea escribir sobre como escribo mis historias, sobre como escribí "Sueños" y estoy con "Pesadillas", vaya.

Hay cientos de consejos, cientos de formas de hacerlo. Lo leerás en diferentes blogs, libros. Lo ideal es combinar estos consejos, siempre adecuados, con la forma que mejor te va a ti como escritora/or.


En mi caso, después de la idea y una sinopsis larga lo más detallada posible (aunque es una parte que me resulta bastante aburrida y no pienso en cada detalle como debería) lo hago así:

1. Escribo una especie de borrador en el cual todo lo importante sucede sin problemas, de forma muy lineal.
Desarrollo sobretodo los diálogos (me centro en ellos porque es lo que más me gusta) y dejo de lado las descripciones físicas, de lugares, vestuario (a no ser que las tenga muy claras) los sentimientos de los personajes (idem) etc. Voy directamente al grano y las escenas que no tengo muy claras las escribo igual, aunque me parezcan una mierda ya habrá tiempo de cambiarlas o mejorarlas. De hecho, ahí mismo pongo en rojo cosas como: Alargar/Mejorar/Describir más/Informarme de cómo se hace esto etc. Cuando termino, lo dejo unos días.

2. Empiezo la primera reescritura.
Mi mente está más libre porque lo he descargado todo ya y la historia básica está ya escrita así que lo leo entero y voy anotando escenas nuevas, cuales quiero alargar, si hay conversaciones importantes demasiado largas que prefiero que se interrumpan para terminarlas más adelante o que sucedan en otro lugar (osea dividirlas en dos), o cortarlas. Creo situaciones nuevas, aventuras que en principio no cambien la línea principal y/o decido quitar otras. La alargo, vamos, pero sigo sin hacer las descripciones ni demostrar los sentimientos. Cuando termino, lo dejo unos días.

3. Empiezo la segunda reescritura.
Aquí mi mente está todavía más descansada porque la historia ya tiene su forma. Entonces la releo de nuevo y decido si se queda así (no suele pasar xD) o si se me ocurre algo que la mejore, de ser así voy añadiendo lo nuevo o quitando. Cuando termino, lo dejo unos días.



4. Añado las descripciones y detalles.
Cuando estoy segura de que la historia está ya terminada, entonces la voy releyendo y añadiendo, muy concentrada, las descripciones de lugares, personajes, como se hace tal o cual cosas, combates, pequeños detalles durante las conversaciones (—dijo mientras mordisqueaba la manzana) y ese tipo de cosas. Ni que decir tiene que si se me ocurre algo nuevo y puedo introducirlo, lo hago. Cuando termino, lo dejo unos días.

5. Añado los sentimientos de los personajes, las expresiones.
Sé que mi protagonista está súper enfadado, pues lo describo o hago con un gesto que lo demuestra. Lo mismo si se decepcionan, se mueren de amor. Me centro en ellos y en que no resulten demasiado exagerados o se queden cortos. También reduzco todos los “dijo” y los sustituyo por sinónimos o acciones. Cuanto termino, lo dejo un tiempo.

Durante ese tiempo, empiezo a leer sobre como hacer correcciones, por ejemplo el libro de Gabriella Campbell (leo mucho su página, tiene consejos muy buenos) que compré en papel, llamado “70 trucos para sacarle brillo a tu novela”, viejas anotaciones para refrescar la memoria etc… y vuelvo a anotarlas para irlas teniendo a mano durante las próximas correcciones.

6. Corregir.
Releo y corrijo ortografía, gramática, formas de explicar que me hayan quedado un poco liosas, esas cosas. Lo dejo unos días.

7. Vuelvo a corregir.
Lo dejo unos días.

8. Vuelvo a corregir hasta que esté satisfecha.

9. Un lector cero (o dos) lo lee y me cuenta qué ha visto sin sentido, algún error de ortografía, gramatical que se me haya escapado o desconozca, algún fallo garrafal en el hilo... También qué le parece, y hago los cambios necesarios.


He de admitir, que con mi primera novela, solo hice dos correcciones y en la segunda, el ordenador que utilizaba no guardaba los cambios. Y no lo descubrí hasta que no estaba ya publicado. Fue terrible cuando lo vi. Esta vez no escatimaré en correcciones, desde luego.

Así es como lo hago yo. ¡Mil gracias por leerme!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Dime lo que piensas, tu voz llegará como un susurro hasta el otro lado